Lunes, 15 de Agosto del 2022

Noticias

Tras una persecución fue detenido un hombre que jugaba arrancones

Tras una persecución suscitada en calles de la colonia Vallarta Norte, en Guadalajara, fue detenido un hombre que conducía a toda velocidad una camioneta, una camioneta de lujo y de reciente modelo. Además de jugar arrancones, portaba un arma de fuego.

Intensa movilización policíaca se generó la noche de este viernes en la colonia Vallarta Norte, en Guadalajara. Todo comenzó cuando elementos de la Policía Vial sorprendieron al conductor de una camioneta BMW X6 de reciente modelo jugando arrancones en plena vía pública.

Tras darse por descubierto el conductor de la camioneta de lujo intentó huir, fue en ese momento que se inició una persecución en la que también participaron elementos de la Policía del Estado. Tras varios minutos la persecución culminó sobre el cruce de avenida México y Terranova, ahí el conductor, de aproximadamente 30 años de edad, fue detenido ante la mirada de una mujer de aproximadamente 25 años que lo acompañaba.

Luego de una revisión, los policías estatales localizaron una arma de fuego con varios cartuchos útiles al interior de la camioneta, por ello solicitaron la presencia de un agente del Ministerio Público de la Fiscalía del Estado. Tras esta persecución también fue asegurado otro automóvil de la marca Audi y de reciente modelo.

Presuntamente en este segundo vehículo asegurado, el ahora detenido jugaba carreras y fue localizado sobre el cruce de la avenida Vallarta y Juan Palomar, en la misma colonia. Cabe mencionar que al sitio del arresto arribaron un tío y un primo del conductor, mismos que propinaron agresiones físicas y verbales a los elementos policiacos. Por ello fueron también fueron detenidos.

La camioneta de lujo no portaba placas de circulación, y era conducida con un permiso falso.

Este hecho generó que se hiciera cierre total en avenida México y Terranova en dirección de la avenida López Mateos a Golfo de Cortés.

AMH


Te puede interesar: Joven a punto de perder un ojo por explosión de pirotecnia